Entradas

Mostrando entradas de noviembre, 2012

Voces de noche.

Imagen
Voces sordas de día, 
vocean de noche.
Susurran los vientos,
y empujan impunes
y atizan mi pecho.

Desatan el alma,
la vuelven jirones.
Se alzan al cielo.
Se escapan de mi,
avivan el fuego.

Me digo que no,
que no, que no quiero.
Que sí, que sí puedo,
que no, que no debo.
Lucho.
¡Que sí!, ¡que sí vuelo!

El día me llega.
Vago vencido,
no escucho sus voces, y
enmudo el silencio.
Me espera la noche.
Vuelvo a mi lecho.

La Puerta de Albequa - Víctor Marrero.

Imagen
Es difícil ser escritor. Ya no digamos publicar, que en el caso de no tener algún padrino, se vuelve ciertamente complicado. Cuando no se tienen padrinos, lo mejor es tener coraje para no perderse en la madeja de la autocompasión. Víctor siempre ha creído en su primer gran proyecto desde que hace unos años naciera en su cabeza ese mundo que es Lucítera, el lugar donde transcurre la historia de su libro La puerta de Albequa. Víctor ha recurrido a las nuevas tecnologías para que su obra sea leída, y con ese fin ha creado un perfil de facebook y abrió el blog La Puerta de Albequa, donde se pueden leer gratuitamente los primeros diez capítulos. La novela solo está en versión online, y puede adquirirse de manera muy sencilla a través del portal Amazon, para ser leído en un lector de ebooks, en tablets, en teléfonos móviles, en ordenadores,... Las posibilidades son amplias.
Sobre La puerta de Albequa, tengo que decir que su lectura me ha gustado. Víctor Marrero tiene una ventaja en su modo d…

Lágrimas mágicas - Ana Joyanes.

Imagen
Lágrimas Mágicas de Ana Joyanes, estaba en mi librería durmiendo. Cada vez que iba a por un libro que leer, discretamente asomaba su delgada figura roja y sus letras amarillas, intentando reclamar mi atención. El próximo serás tú, le decía, y siempre había uno que se colaba y lo dejaba ahí, esperando. Hace un par de semanas lo cogí y lo abrí. De su interior cayó, como una lágrima, un ticket de compra, señal de que no lo había abierto desde entonces, y que me señalaba con intención, como diciéndome ¡debería darte vergüenza! Inmediatamente pensé: un ticket de compra, una lágrima mágica. Ese hecho simple y revelador ya me dijo que estaba ante un libro especial, con vida propia. Antes de empezar a hablar de ti, “lágrimas”, te pido disculpas por haber sido tan remolón contigo, pero sabes que la literatura fantástica no es que me atraiga demasiado. Desde que allá por los años ochenta leí “La historia interminable” no he leído más nada de literatura fantástica. Digamos que ese alma joven, ta…

El viajero del siglo - Andrés Neuman.

Imagen
“Hacía rato que Wandernburgo se dibujaba a lo lejos, al sur del camino. Pero, pensó Hans, como suele pasar al final de una jornada agotadora, aquella pequeña ciudad se desplazaba con ellos. Encima de la cabina el cielo pesaba. Con cada latigazo del cochero el frío se envalentonaba y oprimía el contorno de las cosas.” 
Esta breve pasaje narra la llegada de Hans, el protagonista de El Viajero del siglo de Andrés Neuman, a la ciudad de Wandernburgo, una ciudad imaginaria situada a mitad de camino entre Prusia y Sajonia. No es casual la elección. Wandernburgo se ha quedado justo ahí, a mitad de camino, y por eso envuelve a sus personajes y los atrapa hasta tal punto que Hans, que llega para pasar una noche, a lo sumo dos, se queda todo un año.
Andrés Neuman hace un planteamiento inteligente del viaje como huida. Tardamos en saber a qué se dedica ese viajero nómada crónico que es Hans, ya que tarda en abrirse, tanto a los habitantes de Wandernburgo como al lector (lógico tratándose de un ext…