domingo, 23 de junio de 2013

Andamana la reina mala - Marcos Alonso

andamana, reina, mala, marcos, alonso, canaria, novela, gran canaria,
Título: Andamana la reina mala
Autor: Marcos Alonso
Venta a través de plataforma bubok
Pvp: formato papel, acabado rústico 14,95€
formato eBook en PDF: 1,50 €
(enlace haciendo click AQUÍ)
Ambición, traición, guerra interior. Estos sentimientos, estas maneras de vivir, estas afiladas aristas que conforman la personalidad ¿son atemporales?, ¿forman parte necesaria de la condición humana? Yo diría que sí que lo son. Sobrados son los ejemplos a lo largo de la historia para concluir que lo llevamos en los genes y que sólo la modulación de esos comportamientos, sólo las victorias parciales del raciocinio, han impedido que terminemos acabando con nosotros. La ambición llevada al extremo de la traición es el eje de "Andamana la reina mala", la primera novela del escritor canario Marcos Alonso. La protagonista, Andamana, está configurada como un personaje lleno de recovecos, de aristas. ¿Será por esa razón por la que Marcos decidió colocarle una máscara que ocultara su parte más vulnerable, su rostro?
"Andamana la reina mala" es una historia atemporal. Pasado y presente se mezclan a partes iguales, del mismo modo que ocurre con los paisajes, que sitúan la historia en una especie de macroisla Canaria mezcla de trozos del archipiélago y sus costumbres. Una única isla habitada por nombres que nos son familiares a los canarios, que forman parte de nuestro pasado prehispánico y que Marcos los trae al presente para enseñarnos ese nexo embrionario con nuestros predecesores a los que el autor dota de comportamientos que sobrepasan lo moral para situarse en lo perverso, para decirnos que no todo lo que vemos hoy en día son males del presente sino vestigios del pasado de los que nunca aprendimos. Pero no todo es malo, también hay héroes con mayúsculas dispuestos a cambiar la historia, románticos defensores de un mundo mejor, más justo.
marcos, alonso, las palmas, escritor, canario
Marcos Alonso
"Andamana la reina mala" os recomiendo que la leáis sin pretensión de encontrar en sus páginas una recreación de un trozo de la historia de nuestras islas. Para los más puristas o los que busquen ese tipo de lectura, mejor que recurran a Viera y Clavijo o similares. Andamana hay que leerla con la mente abierta, sin prejuicios ni ideas preconcebidas, porque Andamana es ficción, no es mujer real sino inventada. Andamana no pretende ser aquella quién, según la tradición canaria, unificó los reinos de Gran Canaria. Andamana es una princesa con desmedida vocación de poder que, pasando por encima de su maternidad o incluso de su amor por Gumidafe el pastor guerrero, es capaz de renunciar a todo por ser quién merece ser, por arrancar al pasado lo que le pertenece, salga el sol por donde salga.
Marcos pone en situación al lector en las primeras páginas, presentándonos poco a poco a los personajes para luego aumentar progresivamente el ritmo narrativo hasta llevarnos a un no-poder-parar-de-leer, con ese estilo tan propio de él, tan directo, recurriendo a la ironía para arrancarnos una sonrisa o a la poesía para meternos un paisaje o una escena en vena. Ventajas que tiene lo de ser un escritor de amplios registros.
Marcos inventa (¿inventa?) un mundo canario islótico, claustrofóbico, tierra de volcanes, hostil. Escarpados acantilados que mueren en el mar, lugar donde la mejor manera de sobrevivir es vivir sobre los demás. De ahí nacen las luchas de poder, de ahí el hecho de que a los más débiles, las castas más humildes, no les quede otra salida que precipitarse en su desesperación al vacío estrellando sus cuerpos contra el mar o esconderse viviendo como huidos, o también, ¿por qué no?, revelarse. No es nada nuevo. De todo eso sabemos mucho en Canarias. Marcos lo sabe, por eso lo escribe y yo lo leí y lo entendí. Enhorabuena Marcos. Esta historia merecía ser contada y merece ser leída.

4 comentarios:

Ana J. dijo...

Muy acertado, Miguel. Esta es una reseña que yo pretendía haber hecho hace un tiempo y que por hache o por be no hice.
Ahora me alegro: creo que sería imposible atinar más.

Marcos Alonso dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Francisco Concepción dijo...

A esto se llama acertar. Bucear en las páginas de un libro y tratar de discernir sobre las intenciones de su autor. Encontrar y compartir las excelencias de una obra.

Marcos Alonso Hernández dijo...

Tengo la suerte de tener amigos como Miguel Ángel Brito que, entre otras muchas cosas, es un excelente crítico y reseñador. Con él me pasa lo mismo que con Amando Carabias: tiene la capacidad de destripar una obra literaria, como ésta, y ofrecerme las claves para entender lo que he querido contar y el porqué. Y es que cuando uno se deja llevar por los mares de la imaginación, con frecuencia, naufragamos en nuestros deseos, nuestros miedos o nuestras frustraciones sin ser consciente de ello. En realidad, la Historia, el espacio o la fantasía es una excusa para hablar de nosotros mismo, porque en el fondo ese mundo islótico y claustrofóbico,del que nos habla Miguel Ángel, no es otro que nuestro mundo interior, un mundo volcánico donde se produce esa constante lucha interior.